...con muchas cosas en la cabeza...

cabeza
cabeza

2 comentarios:

Vigi dijo...

Hola, gracias por visitar mi blog, el tuyo es excelente, pero sólo una cuestión, en ningún momento juzgo que la obra de Rembrandt sea más o menos buena en relación a la de Soutine por su mayor o menor acercamiento a la realidad.
Estoy totalmente de acuerdo en que una obra no gusta en relación a su mayor realismo, sino por diversos factores, diversas sensaciones que transmite, y especialmente por la capacidad y empatía del espectador con la citada obra.

Un saludo.

Fiestoforo² dijo...

Ta muy bueno este de la criaturita.
Saludos!
¿Tienes impresiones?
Podríamos intercambiar por correo.
Saludos

Pintar es destruir lo anteriormente establecido.
Yo nunca trato de hacer una pintura, sino un pedazo de vida. Es un grito, es una noche, es como un niño, es un tigre detrás de las rejas.
Es como esto:estás enfrente de la tela, tu mano sostiene la pintura, lista, alzada. La tela espera, espera, vacía y blanca, pero todo el tiempo sabe lo que quiere. ¿Qué es lo que quiere?
Mi mano se acerca, mis ojos comienzan a transformar la tela que espera. Y cuando con mi mano sostengo la pintura y mis ojos ven las formas, toco la tela, ésta tiembla y cobra vida. La lucha comienza: armonizar la tela, ojo, mano, formas. Nuevas apariciones brotan sobre la tierra.
Karel Appel
el juego se hace arte,
el arte una vocacion,
la vocacion un oficio.
...ven temprano (...) para que podamos crear cosas maravillosas. - (A.G.)